#Real Madrid y PSG finalizaron el primero de sus enfrentamientos con empate a 0 en un partido en el que los madridistas merecieron más en la primera parte, pero los parisinos pudieron llevarse la victoria en los segundos 45 minutos.

El Real Madrid salió con un once ofensivo

El partido comenzó con sorpresa en el once titular de los visitantes, ya que a la consabidas bajas que arrastraban los blancos se sumó la de Kovacic, que sintió molestias en el entrenamiento previo al partido y finalmente fue descartado. Para suplir a Bale y al mencionado Kovacic entraron en el once Jesé y Lucas Vázquez, lo que supuso una apuesta ofensiva por parte de Rafa Benítez.

Anuncios
Anuncios

Estas novedades permitieron a Isco jugar en la posición en la que mejor rinde, que es por detrás del punta. Además, finalmente, de los dos jugadores que recuperaba Benítez para este partido (Ramos y Modric) solo el capitán blanco fue titular.

El PSG comenzó atacando, lo que hizo que sumara 3 córners consecutivos en apenas 6 minutos de juego. Sin embargo, el Real Madrid también buscaba la portería gala, sobre todo por la banda de Marcelo, que atraviesa un momento de forma sensacional, y Jesé, que intentaba demostrar que Benítez no se había equivocado con su elección. Fue el canario el que, en el minuto 25, tuvo la primera ocasión clara del encuentro cuando, tras recibir un pase entre líneas de Lucas Vázquez, se situó cara a cara con Trapp, pero su disparo fue repelido por el alemán. El PSG realizaba acercamientos frecuentes gracias a las galopadas de su lateral derecho Aurier, aunque la defensa madridista conseguía mantener a salvo la portería de Keylor. En esta primera parte el Real Madrid demostró que no había venido a especular a París y que buscaba llevarse los tres puntos.

Anuncios

 

El PSG trató de dominar el partido   

Al comienzo de la segunda parte se vio otra actitud en ambos conjuntos. Mientras los parisinos buscaban dominar el partido, los blancos, quizás por falta de fuerzas, comenzaban a replegarse dejando el balón a los de Blanc. Cuando apenas habían transcurrido 3 minutos del segundo tiempo, Cavani realizó el primer disparo peligroso aunque desviado. Comenzaron a observarse imprecisiones en los madrististas que desembocaban en ocasiones para los locales.

El primer equipo en mover el banquillo fue el PSG, que realizó un doble cambio en el minuto 66 dando entrada a Pastore y Lucas Moura por Cavani y Di María. Dos minutos después fue Benítez el que decidió sustituir a Isco por el recuperado Modric intentando recuperar algo más de manejo de balón.

Precisamente el croata fue el encargado de organizar la ocasión más peligrosa de la segunda parte para el Real Madrid, cuando tras un córner sacado por los galos, el balón llegó a sus pies y los envió hacia los delanteros madridistas y el disparo final de Cristiano salió desviado por poco.

Anuncios

Tras esta jugada, el técnico visitante decidió dar aire fresco a su ataque introduciendo a Cheryshev por Jesé, que realizó un buen partido.

En vista de que el Real Madrid apenas creaba peligro en ataque, Blanc decidió ir a por el partido y realizó un cambio ofensivo, quitando al mediocentro Verratti e incorporando a un extremo como Lavezzi, pero el marcador no se movió.

  #Champions League