El mundo del #Fútbol se levanta hoy con una noticia triste. El ex jugador y entrenador del FC Barcelona Johan Cruyff sufre #Cáncer de pulmón, tal y como informó Catalunya Ràdio y RAC 1. La enfermedad le fue detectada el pasado martes 20 de octubre y por el momento se le siguen realizando pruebas para comprobar el alcance exacto y la evolución de la misma.

El jugador holandés, que hace unos días se manifestaba en relación a la no clasificación de la selección orange para la próxima Eurocopa de Francia, ya pasó por un episodio similar hace más de dos décadas.

Y es que su adicción al tabaco durante muchos años le pasó factura muy temprano.

Anuncios
Anuncios

En el año 1991, Cruyff tuvo que ser intervenido a corazón abierto tras sufrir una insuficiencia coronaria en fase aguda. Tras su paso por el quirófano y su recuperación, el ex jugador dejó de fumar, e incluso protagonizó una campaña publicitaria en contra del tabaco, concienciando a todos los fumadores para que no llegasen hasta el extremo dónde él había estado por su adicción.

Además, el jugador apodado El Flaco”, por su delgadez y rapidez en sus años más gloriosos como futbolista, es precursor de la Johan Cruyff Foundation, una institución que presta su ayuda a niños discapacitados mediante la práctica del deporte. También forma parte de lo que se conoce como Cruyff Academics, que son escuelas e institutos dónde se ofrecen programas académicos con el objetivo de profesionalizar el deporte en diversos países del mundo, siendo España, su casa desde hace muchos años, uno de ellos.

Anuncios

Recordado en Barcelona por su ‘Dream Team’

Además de por sus dotes futbolísticas y por sus logros a nivel de club e individual – ganó el Balón de Oro en tres ocasiones (1971, 1973 y 1974) – Cruyff será recordado en la ciudad de Barcelona por ser el arquitecto del que muchos consideran uno de los mejores equipos de la historia. El que fue conocido como ‘Dream Team’ nació de la mente y de la mano de Johan como entrenador, ganando la Liga Española durante cuatro temporadas consecutivas, y logrando su mayor logro con la conquista de la primera Copa de Europa en el año 1992 en el estadio de Wembley.

Años más tarde, Johan Cruyff pasó a tener relevancia en los despachos del club de la ciudad condal. En el año 2010, y de la mano de Joan Laporta, se convirtió en Presidente de Honor del club catalán. El jugador holandés se caracterizó entonces por no morderse la lengua y ser muy crítico con todos aquellos que él consideraba mala influencia para el FC Barcelona.

Unos años después, y con la llegada de Sandro Rosell a la presidencia del club, su cargo como Presidente de Honor le fue retirado y la leyenda del club devolvió la insignia que le acreditaba como tal.

Johan Cruyff deberá luchar contra el cáncer de pulmón de la misma manera que se deshacía de las defensas rivales y por el que fue y es considerado, como una de las leyendas del mundo del fútbol. #Deportes Barcelona