El FC Barcelona venció al Bate Borisov 0-2 en el tercer partido de la fase de grupos. Tras el empate entre el Bayer Leverkusen y la Roma (4-4), el conjunto de Luis Enrique da un paso importante, aunque no definitivo, para asegurarse el liderato del grupo E. Además, con la victoria de esta noche el el Barcelona sigue mejorando su imagen a pesar de las múltiples bajas de jugadores importantes, a las que hoy se sumó la de Sergi Roberto.

El Bate Borisov quería celebrar hoy ante su afición su décimo campeonato bielorruso consecutivo pero enfrente se encontró un FC Barcelona que dominó el partido de cabo a rabo. Los hombres de Luis Enrique querían seguir con la buena racha de resultados y mejorar su imagen tras la pírrica victoria ante el Bayer Leverkusen.

Anuncios
Anuncios

Así pues, el conjunto catalán saltó al césped con la clara intención de resolver el partido lo antes posible y durante los 45 primeros minutos sólo la falta de puntería evitó una goleada de escandalo. El Barcelona rozaba el 70% de posesión y hacía circular el balón con gran rapidez y eficacia, mientras que el equipo bielorruso se replegaba en defensa para tratar de evitar como fuera las embestidas del conjunto catalán. Neymar, autor en la última jornada liguera de cuatro tantos, se mostró muy participativo durante todo el partido con grandes combinaciones con Luis Suárez. En el minuto 16, Rakitic tuvo que entrar al terreno de juego por la lesión de Sergi Roberto, y el dominio del Barcelona se incrementó aún más si cabe. Las constantes internadas de Daniel Alves y Jordi Alba por las bandas daban mayor dinamismo y alternativas al juego ofensivo de un Barcelona que, a pesar de intentarlo por activa y por pasiva, no encontró el modo de perforar la portería rival.

Anuncios

Sin embargo, en el minuto 48 Neymar recogió un balón a la izquierda del área del Bate y lo cedió en la frontal para que Rakitic disparara un misil imparable al fondo de las redes. El Barcelona había puesto la directa y, como en la primera parte, no concedía ninguna opción ofensiva al conjunto bielorruso. Sergio Busquets y Mascherano se hartaron hoy de interceptar balones y dar rápidas salidas a los hombres de ataque. En uno de esos contraataques, de nuevo Neymar volvió a asistir con un pase cruzado a Rakitic, que llegaba solo por el carril derecho, para que el croata batiera a placer al arquero Chernik en el minuto 65. Con el 0-2 en el marcador, el Barcelona sacó el pie del acelerador y Luis Enrique dio entrada a Sandro y Gumbau por Munir, hoy poco participativo, y Busquets, respectivamente. En el minuto 76 el Bate Borisov realizó el primer disparo a puerta de todo el encuentro, aunque esta noche por fin la portería del Barcelona, hoy defendida por el alemán Ter Stegen, no contabilizó ningún gol en contra.

Anuncios

Ya en el último tramo, los bielorrusos empezaron a mosquearse con el dominio azulgrana y se cargaron de tarjetas amarillas, en especial por faltas bien duras sobre un Neymar que otra vez vuelve a ubicarse en el centro de las polémicas con sus filigranas con el partido ganado.

Con la victoria de esta noche, el FC Barcelona lidera el grupo E de la Champions con 7 puntos, seguido por el Bayer Leverkusen (4), el Bate Borisov (3) y una Roma (3) que se convierte en el único conjunto que aún no conoce la victoria en esta fase de grupos. La próxima contienda europea para los azulgranas es de nuevo contra el equipo bielorruso, aunque esta vez en el Camp Nou el 4 de noviembre. #Fútbol #Champions League