El Barcelona Lassa fue sorprendido hoy por el Pinar Karsiyaka (71-62), vigente campeón de su liga nacional, en el debut oficial de los turcos en la Euroliga. El conjunto blaugrana estuvo verdaderamente desacertado en el tiro y escaso en sus alternativas ofensivas, mientras que los interiores del equipo local se dieron un festín en la pintura rival. El Barcelona maquilló el marcador en el último y único cuarto que ganó.

El partido empezó con un intercambio de canastas constantes fruto del rápido juego de ambos equipos. El Karsiyaka insistía una y otra vez en su juego interior para aprovechar la buena racha de puntos de un Iverson (16p) muy inspirado.

Anuncios
Anuncios

En cambio, el Barcelona sufría para anotar tanto desde la pintura como desde la línea de tres, pero Doellman (16p) lo remedió desde la media distancia para poner el 11-11 a los cinco primeros minutos. La entrada de Ragland (10p) por parte del equipo turco pareció revolucionar aún más el encuentro, aunque el Barcelona supo aprovechar sus segundas opciones tras acumular varios rebotes ofensivos y llegar empatados al final del primer cuarto (18-18).

El naufragio blaugrana empezó a materializarse a partir del segundo cuarto cuando el Karsiyaka ralentizó el ritmo de juego y el aro se hizo pequeño para ambos equipos. Si bien es cierto que un primer parcial de 2-6 puso la primera ventaja para el conjunto catalán (21-24), también lo es que el Barcelona solamente anotó 18 puntos entre el segundo y el tercer cuarto.

Anuncios

Tomic (5p) estuvo especialmente desatinado, lo que obligaba a los de Pascual a seguir probando suerte desde la línea exterior. Sin embargo, Juan Carlos Navarro (4p) puso más ganas que puntos, lo mismo que sucedió con Pau Ribas (4p), Abrines (2p) y Satoransky (3p). Mientras, el equipo turco seguía con su defensa presionante en toda la pista y gracias al poco bagaje ofensivo del Barcelona pudo mantenerse por delante en el marcador al ecuador del partido (29-27). 

A la vuelta del descanso, los turcos le endosaron un parcial de 8-0 con el que avisaban a un Barcelona que acumuló cuatro pérdidas de balón consecutivas de inicio. Xavi Pascual no encontraba respuestas e incluso dio sus primeros minutos a Samardo Samuels (1p) para tratar de revertir la situación. Pero todo fue en vano: el conjunto catalán seguía abusando de los lanzamientos desde el perímetro mientras que el Karsiyaka resolvía con efectividad todos sus ataques con puntos de Sipahi (5p), Justin Carter (11p) y Josh Carter (4p), gracias a los cuales pusieron la máxima diferencia en el partido (+16) al terminar el cuarto (54-38).

Anuncios

Xavi Pascual alentó a los suyos para dar una mejor imagen y el Barcelona salió en el último cuarto decidido a intentarlo. En especial destacó Perperoglu (11p) con 9 puntos, lo que permitió al equipo catalán reducir las diferencias (62-55) a dos minutos para el final. El Karsiyaka estaba pagando su inexperiencia en la Euroliga al jugar como si en el #Baloncesto nunca se pudiera remontar una diferencia de 16 puntos, pero tuvieron suerte y una falta de Brad Olesson en el lanzamiento de tres puntos de Justin Carter volvía a poner un margen de 10 puntos que parecía ya imposible de recuperar. El Barcelona había pagado en exceso el no terminar de apuntillar sus remontadas y permitir demasiados puntos fáciles de jugadores como Juan Palacios (8p) y de un gran Kenny Gabriel (12p).

Así pues, a pesar de ganar el último parcial (17-24), el Barcelona perdió finalmente 71-62 en el estreno de esta nueva edición de la Euroliga.