La selección española de #Baloncesto cayó ante Italia en un duelo con mucha anotación y muy poca defensa. El resultado final, 105-98, es buena prueba de ello. La selección española no pudo parar a las estrellas del conjunto italiano; Andrea Bargnani, Marco Belinelli y Danilo Gallinari y sólo #Pau Gasol respondió. La situación de la selección española se complica y está obligada a vencer a Islandia y Alemania.

Italia, por su parte, se había mostrado como un equipo endeble en defensa y anárquico en ataque, pero trufado de un talento ofensivo descomunal, especialmente con sus jugadores NBA Bargnani, Gallinari y Belinelli, éste último campeón hace dos años con los Spurs y que llegaba lesionado al duelo de hoy.

Anuncios
Anuncios

Todo se resume con la aportación del trío; 18, 29 y 27 puntos respectivamente.

España, por su parte, volvió a las andadas, repitió los mismos errores que cometió ante Serbia en su desastroso debut: dejar escapar un partido que iba ganando en un tercer cuarto terrible y ser incapaz de endurecer la defensa para intentar remontar. Además, las estrellas exteriores de la selección; los madridistas Sergio Llull, Sergio Rodríguez y Rudy Fernández, que sí respondieron ante Turquía, siguen sin ser tan regulares con España como con el Madrid, y aún no han sabido suplir la baja del eterno Juan Carlos Navarro, lo que a veces deja sólo a Pau Gasol.

Italia salió muy fuerte de inicio y ya mostró que iba a estar acertada con un parcial de 1-6, aunque España respondió con contundencia y antes de los cinco minutos ya ganaba 11-9 gracias a un triple de Pau Ribas.

Anuncios

A partir de ahí y hasta el final del cuarto, los de Scariolo fueron dominando con ventajas de hasta cuatro puntos, pero los italianos se acercaron a un punto al cierre del primer cuarto (20-19). En el segundo periodo, los italianos volvieron a hacerse con el control del partido gracias a acciones de Gallinari y Aradori (30-34 a mediados del cuarto), aunque Pau Gasol lideró una reacción que dejó a España tres arriba al descanso (45-42).

Pero el tercer cuarto iba a ser demasiado incluso para el ala-pívot catalán y antes del ecuador los transalpinos ya dominaban por diez (47-57) gracias a 11 puntos casi consecutivos de Belinelli, que metería otro triple poco después para poner el marcador en 50-60. El jugador de los Spurs anotó su quinto triple en el cuarto justo al final para mantener los diez puntos de ventaja (63-73). España lo intentó en los últimos diez minutos, pero el propio Belinelli, con otro triple, Gallinari y Aradori no dejaron que los de Scariolo se acercaran hasta que un triple de Llull redujo la ventaja a cinco puntos a falta de doce segundos (97-102). Demasiado tarde. España deberá ser la del partido contra Turquía para no sufrir ante Islandia y Alemania. #Euro