El pasado día 28 de Abril, se cumplieron ochenta años de la expedición Bética en Santander, en la que tras un 5-0 por parte del equipo verdiblanco, éste se proclamó campeón de #Liga. Por aquel entonces, era sábado de feria en la ciudad hispalense, y las casetas iban retransmitiendo los goles del conjunto bético en pizarras. El betis, con Patrick O'Donnel como entrenador, y jugadores como Larrinoa, Urquiaga, Areso, Aedo, Lecue, Saro o Timini, en su mayoría vascos, regresaron a la ciudad de Sevilla para trasladar la fiesta por el reciente campeonato de liga a la feria de abril.

Ayer, junto al monumento de los campeones del 35, el actual presidente del Betis, Juan Carlos Ollero, junto al consejo de dirección, al entrenador, Pepe Mel, y junto a jugadores como Jorge Molina, Xavi Torres y Adán, conmemoraron el ochenta aniversario de esa campeonato, junto al socio número uno del Real Betis. El título está presente hoy en día en las vitrinas del Real Betis, junto a las dos copas del rey de 1977 y de 2005.

Anuncios
Anuncios

En esta vitrina, podemos apreciar la historia de ésta la primera liga del conjunto sevillano. El betis, a falta de una jornada, y con treinta y un puntos, solo se distanciaba de un punto del Madrid, por lo cual, el Betis (Que perdió su título de "Real" debido a la república que en aquella época se vivía) necesitaba volver a casa con tres puntos para así lograr ganar el campeonato.



Aquel día, Patrick O'Donnel salió con una alineación que pasaría a ser histórica; Areso, Aedo, Peral, Gómez, Larrinoa, Saro, Adolfo, Unamuno, Lecue y Caballero. Jugadores que, en su mayoría eran vascos, consiguieron anotar cinco goles a un Racing de Santander que poco pudo hacer ante el potente ataque bético.



El primer gol llegó de mano de Lecue en el minuto dos de partido, con un fortísimo tiro que sorprende al portero local del Sardinero.

Anuncios

Tres minutos más tarde, otro jugador bético anota otro gol haciendo así el 2-0. Esta vez el goleador sería Unamuno, tras escaparse en solitario y tras efectuar un disparo raso.

El tercer gol llega en el minuto treinta y cinco, de mano de Saro. Acaba la primera parte, y tras comenzar la segunda, el Racing de Santander cambia de táctica, pero aún así, el partido sigue siendo controlado totalmente por el Betis. En el minuto sesenta y dos, con un disparo cruzado, llega el cuarto gol que hace Cabalero, y Unamuno, tan solo cuatro minutos más tarde, es quien hace el quinto y definitivo gol, dejando así, al Betis Balompié de la época, campeón de la liga, tras el pitido final del árbitro.



#Deportes Sevilla