Ya parece lejano el mes de agosto, mes donde empezaba la nueva temporada para el conjunto de la capital del Turia, y la ilusión de la ciudad estaba a merced del equipo por la noticia de la posible compra por parte de Peter Lim. Además, la llegada de refuerzos de vital importancia para afrontar la temporada, que ha día de hoy se han convertido en jugadores imprescindibles para el equipo de Nuno. Aunque el elemento más importante para el ritmo que ha seguido el conjunto che ha sido el estadio de Mestalla, que se ha convertido en un auténtico fortín.

Las primeras ilusiones vinieron de la mano de Rodrigo y André Gomes, que prometían juego y de gran clase para todo el equipo. Además, de las dos piezas defensivas que eran necesarias para el equipo, Mustafi y Otamendi, Estas fueron las principales novedades hasta la noticia de la compra del club por parte de Lim, aunque poco antes de esto, la bomba llegó a #Valencia, y es que Álvaro Negredo se iba a convertir en nuevo jugador del conjunto valenciano.

Con la Liga BBVA comenzada, y con un ritmo que le permitió situarse en primer lugar de la tabla durante unas cuantas jornadas. Esto sumado a la confirmación de la llegada de Peter Lim hizo que las ilusiones de los aficionados del club se alzaras hasta límites de creerse rivales directos de Barcelona y Real Madrid, pese a que no fue así, el equipo ha dado y sigue dando la cara en la Liga siendo un más que posible candidato a la cuarta plaza de la liga que permite el acceso a la #Champions League.

Por ahora, su plaza europea está asegurada, ya que se encuentran matemáticamente clasificados para la #Europa League, no obstante, los de Nuno tienen claro sus objetivos, y no son menos que clasificarse para la Champions League, y con posibles refuerzos estrella en el siguiente periodo de traspasos, aún queda más claro las intenciones que tiene este gran club. Convertirse de nuevo en uno de los principales equipos de la Liga BBVA y de alrededor del mundo, como bien lo fue tiempo atrás con sus triunfos.