Parece haber llegado el momento de Xavi para tomar una decisión sobre su futuro inmediato. Con sus 35 años y una larga experiencia profesional a sus espaldas, ha aprovechado el parón de la liga para viajar a Qatar, donde está negociando su contrato con el club Al Sadd, donde ya militó Raúl González en su etapa árabe.

Existía información al respecto de que seguiría los pasos de su colega de profesión Frank Lampard con rumbo a la ciudad de Nueva York a finales de la temporada, pero el jugador del Barcelona se ha decidido por la aventura Qatarí, que le aseguraría un puesto de entrenador en la cantera del club y su desarrollo de habilidades directivas y técnicas a la par.

Anuncios
Anuncios

Según indica el diario AS, Xavi ha llegado a un acuerdo de 10 millones de euros para los próximos tres años, con un aumento de la cantidad en caso de prórroga del contrato al final de los mismos.

Según indica la misma fuente, Xavi podría haber sido convencido por su compañero Raúl, quien gozó de unos muy buenos años de libertad en el que se tomaba el fútbol de otra manera. El fútbol Qatarí busca en Europa jugadores con gran proyección y experiencia en el fútbol para tratar de subir de nivel su liga nacional. Si hay algo que no falta, es el dinero.

Xavi está a punto de poner punto y final al fútbol de élite y es un hecho que busca gozar de una placentera retirada de los terrenos del juego en el país del petroleo. Ha jugado durante más de un cuarto de siglo para el mismo club, el F.C. Barcelona, siendo uno de los jugadores más importantes de la selección española.

Debe resaltarse el hecho de que el Mundial de fútbol del 2022 tendrá lugar en Qatar, por lo que el país está buscando darle mayor publicidad al evento con la atracción de esta clase de futbolista consagrado y reconocido a nivel mundial.

Las citadas fuentes afirman así mismo que lo que ha terminado por convencer al jugador es la posibilidad de desarrollarse en la Academia Aspire, y dar el salto al mundo del fútbol desde una nueva perspectiva, la de entrenador. Desde aquí le deseamos mucha suerte en su próxima aventura profesional.