El #Real Madrid volvió a dejarse puntos este sábado al perder contra el Athletic de Bilbao en La Catedral y de esta forma, firma una de las peores semanas de los últimos meses, en los que tan solo ha logrado obtener un punto de los seis que ha disputado.

Esto, por supuesto, le ha hecho ceder el liderato en La Liga a favor del Barcelona, equipo que con su victoria frente al Rayo Vallecano por 6-1, se coloca en cabeza con un punto de distancia sobre el conjunto merengue.

Hasta este momento, la situación no parece tan grave, el Madrid tan solo está un punto por detrás de su eterno rival y con vistas al 'Clásico' en dos fines de semana en el que de ganar, se pondría otra vez por delante.

Anuncios
Anuncios

Además, está completamente vivo en la 'Champions' con la eliminatoria frente al Shalke bastante bien encarrilada.

Pero lo cierto es que la situación sí que es grave, algo que pensará casi cualquier aficionado que haya presenciado los últimos partidos del equipo blanco, ya que en lo que va de 2015, el Real Madrid ha entrado en una tendencia de mal juego que recuerda lo visto en los últimos años, a excepción de 2014.

La actitud del equipo está lejos de ser la que se espera de un candidato a ganar la competición nacional o incluso la europea. Lo que se pudo ver frente al conjunto bilbaíno y de igual forma frente a Villarreal o Atlético de Madrid es un grupo de jugadores desconcentrados, sin intensidad, sin ideas, sin creatividad, básicamente sin juego. El Madrid está entrando en los campos de #Fútbol sabiendo que tiene calidad de sobra para ganar con menos esfuerzo que otros, pero el problema es que hasta ese recurso brilla por su ausencia.

Anuncios

Hace unos meses, los partidos que el equipo jugaba mal, los ganaba por alguna genialidad que se inventaba 'BBC' con Cristiano a la cabeza, los cuales tenían un promedio de goles por partido arrollador que hacía ver que la victoria era muy sencilla. Sin embargo, eso se acabó. En los últimos partidos el promedio de goles ha bajado en dos unidades y ya ni hablar de la cifra de disparos a puerta, un dato que a veces al cumplirse los 90 minutos, está por debajo de cinco.

Es cierto que el Real Madrid ha acusado una 'plaga' de lesiones sensibles como las de Sergio Ramos, James Rodríguez o Luka Modric y se presupone que con la vuelta al césped de estos, la imagen del equipo va a ser otra, pero aún así, no deja de preocupar la falta de actitud. Puede que con su retorno se mejoren algunos aspectos del juego como el control de la pelota o la creatividad en el centro del campo, pero lo que realmente se necesita es que el equipo recuerde esa intensidad y pasión que le hizo ganar la décima Copa de Europa.

Por supuesto, todavía no hay nada perdido y un pequeño cambio en esa mentalidad de juego del Madrid le puede devolver el liderato en poco tiempo. Aún así, la crisis ya se ha confirmado y solo recuperando su actitud ganadora, podrá salir de ella. #Cristiano Ronaldo