Hace ya 27 jornadas que empezó la #Liga Adelante, empezó la segunda división en la Liga española, por aquel entonces el fin de semana del 23 y 24 de agosto, más en concreto sábado 23 de agosto y domingo 24. Comenzó la emoción, la ilusión y la locura total de esta competición, los entendidos dicen que es la liga de Europa más complicada y disputada, de entre las muchísimas que hay, la Segunda División de la liga española es la más emocionante, la que más hace disfrutar a sus aficionados, la que más alegrías y tristezas produce.

A finales del verano se inició la temporada 2014/2015, otro año más las disputas y las peleas, por arriba y por abajo de la tabla, iban a ser cruciales.

Anuncios
Anuncios

Grandes equipos iban a dar mucho que hablar este año, muchísimos fichajes se realizaron, de mucho nombre y categoría que darían a la Liga un aliciente más de lo que ya sospechábamos, de que un año más iba a ser trepidante.

Equipos que la temporada pasada jugaban en Primera División y que a causa de descender a segunda, han echo que este año la pelea por el ascenso a primera esté más reñido que nunca, cada año se hace más complicado el ascender y este año no esta siendo menos.

Uno de los mejores ejemplos ha sido el del Real Betis, un equipo que la temporada jugaba en primera, es un equipo histórico de la Liga, muchos años ha disputado competición europea y es uno de los equipos punteros en España, luchando siempre por grandes metas, el año pasado a causa de una nefasta planificación de la plantilla supuso el descenso a Segunda División.

Anuncios

Otro equipo también histórico es el Albacete Balompié, muchas temporadas en primera y siendo un equipo grande, el año pasado jugó en Segunda B y tras una temporada espectacular, logró el ansiado ascenso a segunda, el #Fútbol le devolvió a la Liga otro histórico del fútbol español, esta vez ganándose el derecho a pelear en la categoría de plata de nuestro fútbol.

El equipo manchego que empezó muy mal la temporada, encadenó siete derrotas consecutivas y eso condenó al equipo a pasar varias jornadas como colista de la categoría y una crisis deportiva grande, también crisis en los despachos, ya que el equipo está en fase de liquidación. Tras el comienzo de la segunda vuelta todo cambió deportivamente, el equipo blanco mejoró su juego y ha conseguido los puntos suficientes para ahora poder estar fuera de descenso.

Es pronto para asegurar nada, pero en la ciudad se respira optimismo y se cree en las posibilidades de que el equipo entrenado por Luis Cesar pueda quedarse en esta categoría, se confía en que el Alba va a estar el año que viene en Segunda División, dando guerra y luchando como siempre lo han echo.