Apoteósica noche de la Super Bowl desde el estadio cubierto de la Universidad de Arizona en Glendale, Phoenix, donde los campeones de la anterior edición, los Seattle Seahawks, fueron derrotados por los New England Patriots en una final de infarto hasta el último momento. Un hombre y un nombre marcaron esa diferencia. Tom Brady, que con esta victoria iguala a Joe Montana con su última carrera, dando el triunfo a su equipo con un resultado de 28-24. entrando así en la historia del futbol americano, el mayor evento deportivo.

Todo en esta noche americana es mágico. Grandes actuaciones amenizaron la noche dándole la bienvenida a los contrincantes. Un despliegue de color llenó de nuevo el recinto universitario de Phoenix. Kate Perry puso música al inicio del evento encendiendo al público allí presente que abarrotaba el estadio, donde se debe recalcar que los Patriots han ganado ya con esta, su cuarta Super Bowl. Todo el mundo hubiera querido asistir a este espectáculo deportivo, aunque solo algunos afortunados lo lograron.

La verdad es que el equipo de Tom Brady no lo tuvo nada fácil en su cuerpo a cuerpo con los actuales campeones, los Seattle Seahawks, que pusieron resistencia durante todo el partido, cediendo tan solo tras la aparición de Tom, que ya se ha convertido en el mejor quarterback de las últimas dos décadas, en una jugada final junto a Malcolm Butler que interceptó el balón impidiendo el tochdown que confirmó la vistoria de los Patriots. Digamos que Butler fue el héroe de la noche, y Brady la leyenda habiendo remontado 14 puntos hasta dejar el marcador con el resultado final.

Dos hombres que destacaron en una final dura y emocionante hasta sus momentos finales, y un perdedor que hizo un gran partido en cada uno de sus cuartos, pero la combinación de los New England y tener estos dos hombres en los minutos finales, marcaron la diferencia en el marcador.

Así finalizó la 49 edición de la Super Bowl. Derrota del Seattle Seahawks, confirmando como nuevos campeones en esta edición, de los New England Patriots.