Stavros Kondonís, ministro adjunto de deportes de Grecia ha tomado la importante decisión de paralizar la liga para imponer una serie de condiciones para acabar con la violencia en el #Fútbol. No solo ha sido afectada la primera división, sino también la segunda y la tercera, y esto es debido a la fuerte violencia que se produjo durante el enfrentamiento entre el Panathinaikos y el Olympiacos.

Entre las medidas propuestas por el ministro para acabar con la violencia está  la utilización de una entrada eléctrónica, a través de la cuál se podrá identificar al usuario que la posea y en que asiento toma lugar, según Marca también propone la eliminación de peñas al igual que propone situar cámaras de seguridad en todos los campos.

Anuncios
Anuncios

Kondonís ya había  marcado como uno de sus objetivos principales el acabar con la violencia en el fútbol, y viendo estas medidas, que por cierto han sido totalmente aprobadas por el primer ministro Alexis Tsipras tras una reunión, se ve claramente que no se ha andado con las ramas con este tema.

Muchos son los que consideran injustas estas medidas, pues el fútbol griego ha sido castigado en su totalidad por la violencia ejercida en un partido, pero una cosa está clara, el ministro adjunto de deportes Stavros Kondonís ha llegado pisando fuerte.

La liga ha sido suspendida indefinidamente, aunque periódicos griegos señalan que no tardará más de un mes hasta que todo vuelva a la normalidad.

Todo esto ha venido a raíz del incidente entre el partido mencionado anteriormente, donde justo antes de empezar el partido seguidores del Panathinakos invadieron el estadio y lanzaron todo tipo de objetos a los jugadores del equipo rival, y ahí no terminó el asunto, pues después del partido se produjo un fuerte lanzamiento de bengalas y el enfrentamiento posteriormente con la policía.

Anuncios

El responsable de Deportes ya ha dicho en una entrevista en la radio que en la temporada siguiente no se empezará el campeonato, ya sea de primera, segunda o tercera división sin contar con la entrada electrónica.