Los Ángeles Lakers son ahora mismo un equipo al que todos los equipos pueden ganar pero contra el que ninguno quiere competir porque siguen siendo Los Ángeles Lakers. Son un equipo al que es relativamente fácil coger ventaja y que no tiene la capacidad de competir de manera sostenida durante todo el partido, sin embargo no se le puede dejar permitir llegar a los último minutos con posibilidades de competir, lo mismo se podría decir de la prórroga, porque se trata de uno de esos equipos que en los minutos finales puede darte un enorme susto, gracias a que cuenta en sus filas con uno de los mejores jugadores de la historia de este deporte y eso se nota.

Anuncios
Anuncios

Por el contrario los San Antonio Spurs son un equipo que gana en base a un juego de calidad durante todos y cada uno de los minutos de un partido. Cuenta en su equipo con un trío de jugadores que está entre los que mayor cantidad de victorias atesora de la historia de este deporte. Manu Ginobili, Tony Parker y Tim Duncan. Son los actuales ganadores de la anterior temporada y están entre los mejores de la Conferencia Oeste. Parecía que el partido sería fácil para los San Antonio Spurs.

Sin embargo, durante los tres primeros cuartos el partido estuvo muy trabado, con ambos equipos jugando más a destruir el juego de su rival que ha crear el suyo propio y eso se notó mucho, tanto en las anotaciones como en los porcentajes de tiro que ambos equipos tuvieron en estos periodos.

Anuncios

Sin embargo en este tipo de partidos es donde más brilla la calidad de Kobe Bryant, que lideró al equipo en los primeros minutos y que logró que pareciera posible una victoria angelina en la cancha de los San Antonio Spurs. Los resultados de 25 iguales, 29 a 25 para Los Ángeles Lakers y 32 a 25 para el mismo equipo pusieron el miedo en el cuerpo a los tejanos.

Sin embargo, a la hora de la verdad, los San Antonio Spurs pusieron sobre la cancha a sus jugadores estrella y empezaron a reducir la ventaja, que en ese momento estaba en los 11 puntos, hasta estar en disposición de ganar el partido con un marcador de 101 a 100 y dos tiros libres para Manu Ginobili a falta de 6 segundos. No obstante, al argentino le tembló la mano y solo logró uno de los dos tiros. Empate y directos a la prórroga. En el tiempo añadido fueron Los Ángeles Lakers quienes lograron imponerse con un tiro a falta de 7.4 segundo de Nick Young desde detrás de la linea de triples. Al final 112 a 110 y victoria angelina. #Baloncesto