Cuando dentro de muchos años se nombre a Iker Casillas, la imagen que aparecerá de él no serán sus fallos en el lamentable mundial de Brasil de este año o los gritos de muchos aficionados desagradecidos del Real Madrid. La foto será la de un Iker exultante levantando la Copa del Mundo de Sudáfrica en 2010.

Si sumásemos todos los títulos que ha ganado el portero Mostoleño, podríamos estar un buen rato y estar en la cima del #Fútbol mundial durante tanto tiempo es complicado. El puesto de portero tiene muchos riesgos, máxime en un equipo grande, donde sabes que te llegarán poco, pero cuando lo hagan tienes que ser muy efectivo.

Anuncios
Anuncios

Los medios esperando un error tuyo para castigarte y si lo haces bien todo serán alabanzas.

En estos últimos años, Casillas pasó de ser el ídolo del Madridismo y en general, de todo el país, a ser alguien denostado por parte de su afición o criticado por su relación con Sara Carbonero. Curiosamente, los mismos que le criticaban eran los que le alabaron aquella preciosa muestra de afecto en directo, tras ganar la Copa del Mundo.

Mourinho con sus reacciones, hizo mucho daño a un portero que quizás pudo relajarse en algún momento o simplemente, pasar una época menos fina. La llegada de Ancelotti, pese al año pasado, donde tuvo a Diego López como un gran rival en la portería, sirvió como transición a esta temporada.

El comienzo no fue bueno con la llegada de Keylor Navas, un portero que venía de hacer un mundial espectacular y con un rendimiento en la liga española de altura.

Anuncios

Las jornadas han pasado y nadie ve que estando Iker en este estado de forma pueda correr peligro su titularidad. Ahora podría sacar pecho y seguro que buena parte de sus críticos, tanto en la prensa como en la afición no tendrían más remedio que callarse. Casillas ha vuelto y estando en forma es imparable, reflejos, seguridad y la experiencia que dan los años como portero en uno de los clubes más exigentes del planeta son sus avales. ¿Quién decía que estaba acabado? Ahora no se oye ninguna voz y los que le atacaban guardan silencio. #Real Madrid