Parecía que el Albacete Balompié estaba saliendo del desastre en el que se veían envuelto, un Alba que tras conseguir dos victorias consecutivas ante el Osasuna por 2-0 y al filial del Barcelona B por 1-2 se le veía otra nueva identidad, nueva personalidad en esta #Liga Adelante, parecía que los manchegos estaban cogiendo el ritmo a la categoría y que por fin sus aficionados iban a poder disfrutar de su Alba.

Véase el partido ante el filial del Barcelona en el que el Alba consiguió una épica victoria al rival futbolísticamente y a los elementos en contra que fueron la lluvia y el mal tiempo.

Se vio también muy buena cara del Alba en el partido que cortaba la racha de 7 derrotas consecutivas y que fue en ese partido donde la ilusión por el Alba volvió y donde se empezó a creer que todo no estaba perdido y que si se lucha, juntos se puede lograr el objetivo de la salvación que tanto se ansia en el club.

Anuncios
Anuncios

Véase el partido que cortó la racha de derrotas, venciendo al Leganés por 1-0 en casa.

Pero como se suele decir "no vendas la piel de oso antes de cazarla" y es lo que le está pasando a este Albacete, cuando más optimismo se respiraba en la ciudad, en los aficionados y en el club, es cuando más ha llegado la relajación, más confianza se ha ganado y cuando más desastres han llegado a causa de esa relajación, en forma de derrotas y de empates, donde el partido estaba ganado y por fallos groseros de la defensa se ha dejado de conseguir los tres puntos.

El último partido ante el Alavés en Vitoria fue el espejo donde se vio al Alba que está siendo esta temporada, se volvió a ver el mismo equipo muy inseguro atrás y que comete fallos garrafales, algo que en esta categoría no se puede consentir ya que los rivales son más expertos y aprovechan al máximo los fallos para marcar goles y llevarse los puntos.

Anuncios

El partido empezó mal para los de Luis Cesar, el equipo local salió fuerte, atacando y volcado arriba teniendo muy claro que querían los tres puntos y darle una alegría a su afición, el Alba por su parte mal, muy en defensa y echado hacia detrás.

El primer gol llegó muy pronto para los gloriosos en el minuto 5, tras una buena jugada por banda derecha que culminó Juli batiendo al portero del equipo de la Mancha. El Alba espabiló y empezaron a dominar el partido y a raíz de ello llegó el empate, lo hizo el jugador del Alavés Einar en propia meta, con el 1-1 en el marcador llegaríamos al término de la primera parte.

En la segunda mitad se vio un mejor Alba, con más personalidad y buscando la victoria tan necesaria pero que no llegó, todo lo contrario, el 2-1 de los locales llegaría tras otro fallo en defensa de los visitantes, el gol lo hizo Ion Vélez tras el gran centro de Juli por banda derecha que remata perfecto para poner el 2-1 definitivo para los locales.

Con ello otro desastre más para los manchegos, dos goles casi regalados y el Alba se hunde otra jornada más en la última posición de la tabla en la segunda división en la Liga Adelante.

Anuncios

#Fútbol