El último partido del año que acabó con la época más gloriosa de la historia del #Fútbol español ha terminado con otra derrota, esta vez en un insulso amistoso en una noche lluviosa en Balaidos. Los amistosos en estas fechas en tierra de nadie y con tanto tiempo de por medio respecto a la celebración de la próxima Eurocopa, suelen ser fruto de experimentos, bien por lesiones o por la necesidad de ver hasta donde pueden llegar los nuevos jugadores, si aportan algo diferente o simplemente den el nivel para jugar en la selección de su país.

España está viviendo una época de "resaca" de éxitos y el duro despertar lo palían la ilusión que generan hombres como Isco o Morata que, pese a que son buenos jugadores, tienen un duro reto y es intentar volver a repetir los éxitos que desde 2008 hasta este año llevaron a la gloria al fútbol patrio.

Anuncios
Anuncios

Lo mejor para todos es aprovechar a los jugadores que quedan de esa generación y dar confianza a los nuevos, ya no para ganarlo todo (que quizás tardemos mucho en volverlo a ver) sino para volver a recuperar poco a poco las ganas de selección en un país que siempre ha estado más pendiente de los clubes y que estos años de éxito habían nivelado la atención hacia la "Roja".

En el partido de ayer Del Bosque optó por buscar jugadores más directos, quizás para ir teniendo más alternativas cuando el toque no permite ganar al contrario. Al final para destacar poca cosa, quizás el debut de Nolito (que tuvo varias ocasiones para marcar espoleado por su público) pueda ser una variante a la que recurra el seleccionador en la delantera. Camacho cumplió en su debut aportando calidad y sobre todo trabajo, siendo Kiko Casilla el que guarde la sensación más agridulce al escaparse de su control el bote del balón del disparo del madridista Kroos que acabó en gol en el minuto 89.

Anuncios

Esperemos que el año próximo sea mejor para una selección que ha tenido que soportar muchas convulsiones, lógicas en un combinado nacional que ha perdido a gente como Xabi Alonso, Xavi, Villa o Puyol y que es consciente de lo difícil que será reemplazarlos.