El Sevilla se complica un poco la vida después del partido que ha perdido en la jornada de hoy contra el Feyernoord y es que el Sevilla llegaba a Holanda siendo el primero y se va de allí siendo segundo y sacando un punto al tercero, pudiendo quedar fuera de la Europa League, si pierde en casa contra el Rijeka, equipo croata que va tercero de grupo y que venció al Standar de Lieja esta noche por el mismo resultado que perdió el Sevilla, 2 a 0.

El Sevilla empezó jugando un partido intenso, con ganas de ganar y clasificarse directamente para la siguiente fase de la Europa League, demostrando que es un grande de Europa, con muchísimas ocasiones de gol, todas ellas sin materializar. Y así hasta la segunda mitad donde un fallo gordo, ya que la ansiedad por ganar hizo que cometieran errores, le supuso los dos goles en contra, cuando un empate hubiera significado la clasificación directa.

El equipo local supo esperar para marcar los dos goles que marcaron, aprovechando los regalos y la mala colocación del portero sevillista, lo que conllevó a que el equipo holandés se pusiera primero de grupo con un punto de ventaja sobre el Sevilla y dos sobre el Rijeka. Esto supone que la última jornada esté emocionante porque hay dos puestos para tres equipos, ¿quién se la llevará?.

En principio, parten con ventaja el Sevilla y el Feyernood, los holandeses porque juegan en casa contra la cenicienta del grupo, que tan solo lleva cuatro puntos y que no tiene ya posibilidades para clasificarse, por lo que no jugarán mucho y los españoles porque tienen el factor cancha a su favor y porque tan solo el empate les vale para clasificarse para la siguiente. Aunque el Rijeka es un equipo duro, normal en equipos croatas, que va a dar guerra desde el primer minuto hasta el último. Así que hasta el final no se puede vender la piel del oso. Una jornada final llena de emoción y suspense, 90 minutos con destino a la gloria o a la despedida, ¿quién lo logrará? Sevilla, Feyernoord o Rijeka. La suerte está echada.