La Jornada 12 del Campeonato Nacional de Liga cerró con el partido que enfrentaba a dos equipos andaluces, el Almería de Francisco Javier Rodríguez Vílchez y el Granada de Joaquín Caparrós, un derbi que no ofrece polémicas entre los dos equipos, ni una rivalidad que cree tensiones, la prioridad de los dos equipos es la permanencia, no tienen tiempo para pensar en otras cuestiones y sus presupuestos son de los más bajos de primera división.

Los dos equipos salieron al campo a luchar por cada balón, pero todo el partido fue eso, lucha y desgaste físico, mucho centrocampismo y cuando los dos equipos llegaban a la línea de tres cuartos (donde viven los mediapuntas) se le apagaban las luces, muy pocas ocasiones y sin mucho volumen de oportunidades.

Anuncios
Anuncios

El equipo que más dominó la posesión fue el Almería, una posesión muy horizontal, eso sí, el Granada fue el que tuvo los acercamientos mas claros al área defendida por Rubén y así llegó una de las pocas ocasiones del Granada, una incursión de Piti por banda que puso un centro medido a la cabeza del "El Arabi", este cabeceó y Rubén salvó el gol. El portero del conjunto almeriense Rubén fue de los mas destacados del encuentro.

En el minuto 52 de la segunda parte, Azeez hizo una entrada por detrás a Iturra para evitar un contraataque, fue una temeridad y el arbitro Ignacio Iglesias Villanueva determinó que era amarilla, era la segunda tarjeta para el jugador del equipo almeriense, protestó airadamente de camino a los vestuarios. Al encontrarse en ventaja numérica Joaquín Caparrós dio entrada a Jhon Córdoba para intentar llevarse los tres puntos, casi lo consigue de la mano del jugador colombiano en un remate de cabeza que se fue lamiendo el poste.

Anuncios

No hubo más peligro en ninguna de las dos áreas, solo disparos desviados desde fuera del área y llegadas que no acabaron en ocasiones, como estas no tendrá muchas el Granada de Joaquín Caparrós. El entrenador ve que los resultados no llegan y suenan trompetas que anuncian un despido inminente.

El Almería aguantó defendiendo como gato panza arriba y desde que se quedó con un jugador menos, renunció a la posibilidad de sacar los tres puntos de "Los Carmenes", al menos a nivel defensivo, intentan ser solidarios y aplicados ya que en ataque son como fantasmas. El empate no les sirve para nada a ninguno de los dos. #Fútbol