No todo es de color de rosa en Chamartín. Como viene siendo habitual, las concentraciones con las respectivas selecciones de #Fútbol han traído malas consecuencias para algunos clubes. El más dagnificado ha sido el Real Madrid, puesto que ayer se lesionó uno de sus pilares del centro del campo. Luka Modric participó ayer en el partido que enfrentó a Croacia con Italia, en el Estadio Giuseppe Meazza. A los 26 minutos de juego, sintió un pinchazo en el cuádriceps izquierdo, a la altura de la ingle.

Pese a que el jugador está pendiente de realizarse más pruebas durante la jornada de hoy, el equipo médico de la selección croata avanzó que Modric podría estar entre tres y cinco semanas de baja, dependiendo del alcance de la lesión y de la rapidez de su proceso de recuperación.

Anuncios
Anuncios

Por tanto, a lo largo del día de hoy se conocerán más detalles de la desafortunada lesión del centrocampista.

El llamado 'virus FIFA' también se ha cobrado una víctima dentro de la concentración de la Selección Española. David De Gea, portero del Manchester United y relevo natural de Iker Casillas, sufrió una luxación en el dedo meñique de la mano derecha durante un entrenamiento. Pese a seguir concentrado con el combinado nacional a la espera de recuperarse, lo más probable es que los médicos no arriesguen y se siente en el banquillo en el partido de mañana contra Alemania. Todo apunta a que será Iker Casillas quien ocupará la portería española; no obstante, hay medios que afirman que Kiko Casilla recibirá la alternativa en este partido amistoso.

La tendencia de algunos jugadores a lesionarse durante sus concentraciones nacionales trae de cabeza a muchos clubes, que miran con reticencia al calendario FIFA.

Anuncios

De hecho, esta es una de las razones por las que algunos entrenadores y clubes sugieren a sus estrellas que no fuercen lo más mínimo si sienten alguna molestia, por pequeña que sea. Diego Costa solicitó a Del Bosque que no le convocase para los encuentros contra Bielorrusia y Alemania alegando molestias en el pubis que no le impidieron jugar la última jornada con el Chelsea en la Premier League. Sea como fuere, el seleccionador español ha asegurado que cree en el compromiso de sus jugadores y que espera que los no convocados por lesión se recuperen cuanto antes para poder ayudar al equipo.