Los de Del Bosque necesitaban resarcirse tras las malas sensaciones mostradas en el anterior partido de clasificación. Eslovaquia, una selección con pocas opciones de clasificarse para la fase final del Europeo de 2016, sacó los colores de la campeona de Europa. Por eso, los jugadores se consignaron para demostrar en el siguiente partido que siguen siendo la selección favorita a revalidar el campeonato dentro de dos años. El encuentro terminó con 0-4 a favor de España, y sobre todo, con expectativas de mejora en las siguientes jornadas clasificatorias.

Una de las principales novedades que introdujo Del Bosque en este encuentro fue el cambio de dibujo.

Anuncios
Anuncios

Ahora, el centro del campo se sitúa en forma de rombo, con mayores y mejores salidas verticales, fundamentales para sacar todo el rendimiento posible a un delantero como Diego Costa. El estilo de la 'Roja' sigue siendo basado en el toque; sin embargo, con esta pequeña renovación, se consigue un #Fútbol algo más vistoso y vertical. El primer gol llegó en el minuto 26 de las botas de uno de los 'bajitos' que ya formaban parte de la anterior Selección: David Silva. El segundo tanto, en el minuto 41, fue obra de un recién estrenado en la Selección, Paco Alcácer. El valenciano lleva una media de gol por partido que juega con la elástica roja, sin duda un promedio más que halagüeño de cara al próximo campeonato europeo.

Tras el descanso, llegó el premio a Diego Costa. El hispano-brasileño llevaba varios meses trabajando para la Selección, dejándose la piel en el campo.

Anuncios

Sin embargo, no conseguía marcar el que sería su primer gol con la camiseta de España. Anoche fue su noche. En el minuto 68 aprovechó un rechace de Marc Bartra para anotar el tan ansiado 'chicharro'. Todos sus compañeros corrieron a abrazarle, conscientes de la necesidad que tenía Costa de marcar ese gol. El cuarto y último de la noche lo protagonizó otra de las perlas salidas de la cantera del Valencia. Bernat entró al campo en el minuto 69 sustituyendo a Iniesta, y en el 87 anotó el primero en su lista como internacional.

Este partido, pese a la debilidad del rival, ha servido para demostrar que hay vida más allá de los Xavis, Puyol o Casillas.