Tenía pinta de que el Manchester City no iba a dejar escapar los 3 puntos en el estadio del CSKA de Moscú, tanto en la previa, como más aún en el descanso, donde el City, se iba a los 15 min de descanso con una ventaja de 0 - 2 en el marcador tras los goles del Kun Agüero y de Miller. Pero en una segunda parte desastrosa, se dejaron los 3 puntos y peligra su pase a octavos de la máxima competición europea.

La primera parte fue tímida por parte de ambos equipos, empezaron reservándose mucho, sobretodo el CSKA replegándose en defensa y no dejando espacios al City, e intentando salir al contraataque, pero tras un fallo de el defensa del CSKA y un buen pase de Silva a Edin Dzeko, encaró hacia la portería defendida por Akinfejev y asistió a el Kun Agüero para que marcara a placer.

Anuncios
Anuncios

Con ese gol, el Kun Agüero llevaba 6 goles seguidos del Manchester City, tras los 4 del otro día ante el Tottenham y uno en el partido anterior ante el Aston Villa. Pocos minutos después de este gol, llegaría una buena jugada del City, que Agüero intenta culminar en gol, pero que parecía que se iba desviada y Milner estiraba la pierna para poner el 0-2 en el marcador.

Con este resultado se iba al descanso, con un marcador poco merecido para el City, ya que el CSKA tenía las ideas más claras con el balón en los pies, y salía bien a la contra intentando finalizar todas las jugadas.

En el segundo tiempo entro Doumbia por Berezutski y le salió bien al entrenador del CSKA ya que intervino en los dos goles. En el primero, tras un pase al hueco a Musa, este puso un centro, donde Doumbia entró con todo para rematar ese balón y poner el 1-2 en el marcador.

Anuncios

Y por último, en los últimos minutos de partido, concretamente en el 85, le hicieron un penalti tras un centro, que luego transformó su compañero de equipo Bibras Natcho para que el CSKA pusiera el 2-2 definitivo en el marcador.

En definitiva, un partido con poca esencia, el City tenía el balón, pero no tenía las ideas claras y la defensa del CSKA estuvo acertada en todo el partido, excepto en un par de ocasiones que los Citicens aprovecharon para adelantarse en el marcador poniendo el 0-2 pero el CSKA siguió jugando sus cartas, defendiendo bien y saliendo a la contra y en dos acciones de Musa y Doumbia, pudo empatar un partido, que deja al City pendiente de un hilo en la competición. #Fútbol #Champions League