Tras la jornada de Champions League en el fútbol, llegaba el turno de la máxima competición europea de clubes pero esta vez en el #Baloncesto. La segunda jornada se inauguraba con la participación de dos de nuestros equipos españoles, el FC Barcelona y el #Valencia Basket, pero los resultados fueron totalmente diferentes. Con estos marcadores, el Barcelona sigue invicto en la competición europea mientras que los valencianos no conocen la victoria, aunque también se han enfrentado a dos huesos muy duros como son Olympiacos y Galatasaray.

El rival de ayer para el equipo blaugrana era el Armani Jeans de Milán. El conjunto catalán salió al palau blaugrana sin tener las ideas muy claras en el juego pero tienen una ventaja que muchos equipos no tienen.

Anuncios
Anuncios

Sus jugadores de gran nivel tiraron del carro desde más allá de la línea de tres puntos, destacando en esa faceta el joven jugador Álex Abrines con un 5 de 5 en triples, que acabó el encuentro con 21 puntos.

La pequeña diferencia de los italianos en los primeros compases se esfumó muy pronto y no volvió a aparecer. El encuentro estaba dominado por el equipo catalán en todo momento llegando a tener ventajas de hasta 18 puntos de diferencia. El Armani Jeans aprovechó un cortocircuito del Barça para acercarse a 8 puntos pero fue entonces cuando apareció el nuevo fichaje blaugrana, Justin Doellman para poner las cosas en su sitio y llevarse la victoria.

Al ex-equipo de Doellman, el Valencia Basket, no le fue tan bien en su visita a Turquía. El equipo taronja llegó tarde al encuentro y en los primeros minutos fue donde perdió el partido.

Anuncios

El Valencia empezó enchufado con un par de triples y despegándose un poco en el marcador. Entonces fue cuando los valencianos se relajaron y vino el desastre.

Un parcial de 37-7 favorable a los turcos hundió al equipo de Verimir Perasovic que no se podían explicar como le habían pasado por encima de esa manera. Los valencianos tiraron de casta y orgullo para intentar sobreponerse a la situación pero lo único que consiguieron fue maquillar el resultado perdiendo de tan solo 7 puntos. Esto le servirá al Valencia Basket para salir más enchufado al próximo partido ya que la Euroliga son palabras mayores.