Si hay algo que suele pasar con muchos deportistas y las lesiones que sufren es que tienden a sobrestimar su propia recuperación y empezar antes de tiempo a volver a jugar, lo que tiende a llevar a nuevas lesiones y a recaídas, lo que suele acabar con la carrera de algunos de los mejores de cada deporte. Es una reacción natural en un deportista de élite. Una de las razones de que estos deportistas alcancen las más altas cotas de éxito es precisamente su deseo de competir. Cada día al levantarse piensan en las nuevas metas que podrían alcanzar y cada día en el que no dan un paso hacia dichas metas es visto por muchos de ellos como un paso atrás.

Anuncios
Anuncios

Lo que les hace tan grandes es uno de sus mayores enemigos cuando están lesionados.

Sin embargo Kevin Durant ha decidido enfocar la recuperación de sus lesiones de un modo muy distinto. No solo no forzará para recuperarse de sus lesiones sino que además esperará a tener la certeza de que no habrá ningún tipo de recaída antes de intentar volver a ponerse de corto para liderar a los Oklahoma City Thunder, equipo del que es la máxima estrella y el cual ha sentido mucho su ausencia en este inicio de temporada.

El jugador franquicia del equipo se tomará con una enorme calma las distintas etapas que conlleve su recuperación y volverá a las canchas únicamente cuando tenga garantías reales de que la lesión que actualmente le mantiene alejado de su equipo no volverá a aparecer a los pocos partidos de su vuelta.

Anuncios

Para Durant es mucho más importante sentirse bien con su propio cuerpo que cualquier otra cosa, lo que representa una apuesta de futuro por el equipo al que quiere volver en plena forma.

Ahora mismo el equipo está en manos de Russell Westbrook y Serge Ibaka, principales puntales de un equipo que en este momento ha quedado en modo supervivencia. Sus compañeros ya se han mentalizado de la necesidad de que todos arrimen el hombro para aguantar hasta que el alero vuelva a las cancha. Hasta entonces entre todos llevarán a este equipo lo más lejos que puedan. #Baloncesto