Tecnología y deporte unidos de la mano. Hoy en día cada vez nos sorprende menos poder disponer de material deportivo inteligente como zapatillas de runnning; accesorios como cascos, pulseras, cinturones, etc.; equipamiento para fitness y otro tipo de complementos que mediante Bluetooth y alguna app nos permiten ver nuestros progresos deportivos.

Después de que Babolat, tras diez años de investigación, nos sorprendiera el pasado mes de mayo con la primera raqueta de #Tenis inteligente y creara un "precedente" en la industria del tenis con la Play Pure Drive, una raqueta que integra en el mango unos sensores que recogen datos durante un entrenamiento o partido como la potencia del golpe, zona de impacto de la pelota, los tipos de golpe realizados (servicio, derecha, revés, smash), los efectos, el tiempo de juego y datos esenciales.

Anuncios
Anuncios

Luego los datos registrados se transmiten mediante Bluetooth o por conexión USB.

Ahora Sony, la marca japonesa líder mundial en la electrónica de consumo, ha ideado el Smart Tennis Sensor, un dispositivo con el que cualquier raqueta de tenis se convertirá en inteligente, permitiendo a su usuario recopilar datos sobre su juego.

Este pequeño sensor se acopla a la parte inferior de las raquetas, es compatible con Android e IOS y cuenta con un peso de tan solo 8 gramos con lo que no modifica el equilibrio de la raqueta. El mecanismo almacena, recopila y transmite datos como la posición de golpeo, la zona de contacto, la fuerza utilizada por cada golpe, velocidad y efecto dado a la bola en tiempo real a través de una app. Cuenta con una memoria para poder almacenar hasta 12.000 golpes y es resistente al polvo y al agua.

Anuncios

Además, cuenta con la aprobación de la Federación Internacional de Tenis para poder ser usado en las competiciones oficiales.

El dispositivo que comercializara Wilson a partir del próximo mes de enero de 1015 será compatible con las raquetas de tenis de las marcas Wilson, Prince y Yonex y se podrá adquirir por un precio que podría rondar los 200 dólares.