Estamos acostumbrados a que Rafa Nadal esté siempre en lo más alto. Es un deportista tenaz, luchador e incansable. Casi parece una máquina, un robot al que en cada partido tienen que enfrentarse sus oponentes para darse cuenta de que solo pueden alargar la agonía antes de ser lanzados a la lona por el manacorí. Ha llegado tan alto que a veces olvidamos que es humano y que tarde o temprano tendrá que parar y descansar. En este caso ha sido durante su camino al US Open y por culpa de una lesión en la muñeca que le mantendrá demasiado tiempo fuera de las pistas, no llega al Abierto de Estados Unidos. El actual campeón del torneo ha decidido que es hora de decir basta y esperará pacientemente hasta estar seguro de que su lesión no volverá a molestarle antes de empezar a pensar siquiera en volver a las pistas.

Anuncios
Anuncios

Ya renunció anteriormente a los los Masters 1000 de Toronto (Canadá) y Cincinnati (Estados Unidos), pero por desgracia no ha sido suficiente.

En palabras del propio Rafa Nadal "Siento anunciar que no podré participar en el US Open, torneo en el que en los últimos años he tenido muy buenos resultados. Entenderéis que es un momento duro para mí porque es un torneo que me encanta y en el que tengo muy buenos recuerdos, de los fans, de los partidos nocturnos, de tantas cosas. No me queda otra que aceptar que no puedo competir este año y como siempre trabajar para que cuando vuelva esté preparado de la mejor manera para competir".

El torneo sobre cemento no verá este año al gran campeón de #Tenis, una de las mayores figuras del campeonato y una de las principales razones de cualquier lleno en las pistas de Flushing Meadows, en el estado de Nueva York.

Anuncios

Los organizadores ya están lamentando esta pérdida y algunos aficionados intentando deshacerse de sus entradas, compradas en gran medida para ver al jugador español.

Ahora solo nos queda disfrutar del resto de los integrantes de la Armada Española que ya está esperando con impaciencia el inicio de las hostilidades sobre las pistas de Nueva York y desearles toda la suerte del mundo. Puede que alguno de ellos pueda traernos a España el trofeo que el año pasado nos brindó el tenista de Manacor. #Rafael Nadal