El problema de la portería del R. Madrid va camino de convertirse en un problema enquistado a menos de cinco días para disputar la entidad blanca su primer título en juego, concretamente la Supercopa de Europa en Cardiff frente al conjunto que dirige Unai Emery del Sevilla. Algo ha ocurrido en la planta noble del club de Concha Espina para que primero se retrasara en el tiempo la operación para la contratación de Keylor Navas y posteriormente no producirse de manera inmediata la salida de Diego López, y únicamente despedirse del club blanco Jesús con destino al Levante. La tormenta puede estallar en cualquier instante y cada vez se oyen más voces que insinúan que tal vez el que vaya a salir no se el portero titular el año pasado en Liga sino el capitán del R.

Anuncios
Anuncios

Madrid. Hace unos días conocíamos que el portero gallego tuvo ocasión de dialogar con algunos dirigentes del club en el vuelo de vuelta desde Estados Unidos, donde acababan de perder ante el Manchester United con una criticada actuación de Iker Casillas. Parece ser que el bueno de Diego le dijo a la cara a parte de la Junta Directiva que él es mejor y lo sabemos todos, pero haced lo que queráis. En las últimas horas hemos leído que se iba a Milán y a Mónaco pero de momento nada de nada.

Lo cierto es que hay un informe en el Real Madrid, elaborado por la dirección técnica, en el cual se señala una serie de deficiencias que en los últimos tiempos se han acrecentado en el portero de Móstoles:

- Juego con los pies. El portero no tiene la destreza con los pies requerida para el sistema de juego implantado por Ancelotti.

Anuncios

El técnico blanco quiere que se construya el fútbol desde atrás y para eso necesita contar con un guardameta hábil con los pies.

- Dominio de los balones aéreos. Córners y faltas siempre le dan problemas a un jugador que se siente más seguro bajo los palos.

- Lesión y pérdida de confianza. Preocupantes actuaciones en la final de la Champions y con la selección española en el Mundial de Brasil.

- No está en forma.

- Su vida personal, su pareja sentimental no gusta en el vestuario del Madrid. Se le acusa de filtrar aspectos internos y en la gira americana hubo escenarios significativos. Iker estaba muy sólo y apenas convive con el resto de jugadores.

Por todo ello, no es descartable que el R. Madrid esté trabajando intensamente en que sea Iker el portero que se vaya aunque la operación es muy complicada y conlleva un altísimo coste para el equipo Campeón de Europa. El caso es que se avecina tormenta y gorda, mientras el Sevilla está muy concentrado en amargarle a Bale la Supercopa en su tierra. Veremos qué ocurre y como se desarrollan los acontecimientos los próximos días, pero visto lo visto es mejor ser Conserje en el Madrid que Portero.