Brasil ya es oficialmente una de las selecciones semifinalistas del presente Mundial 2014 tras vencer 2-1 a la temida Colombia de James Rodríguez.

El partido comenzó con una superioridad arrolladora de la canarinha durante la primera mitad del encuentro, siendo los dueños del balón con un dominio total en el centro del campo gracias especialmente al trabajo de Fernandinho y Paulinho, dejando así sin opciones de acercarse a su portería a los colombianos. Sin embargo, Brasil se tuvo que conformar en el descanso con el tempranero gol a saque de esquina del central Thiago Silva, ganando los locales por la mínima en el descanso.

La segunda parte poco tuvo que ver con los primeros cuarenta y cinco minutos iniciales, ya que Colombia se mostró mucho más agresiva y ordenada creando peligro constante en las inmediaciones del área de Julio César.

Anuncios
Anuncios

Pero en el minuto 68 los de Scolari dejaban prácticamente sentenciado el partido gracias a un golazo de de falta desde 30 metros de David Luiz, un gol que deshinchó completamente el fútbol de Colombia que solo le quedaba seguir intentándolo buscando el milagro. Y no estuvieron tan lejos, ya que después de un pase espectacular de James a Bacca, éste provoca el penalti y los de Colombia, que no pudieron hacer mucho más, dejaban el encuentro en 2-1.

Brasil se convierte por lo tanto en una de las semifinalistas, que se enfrentará a una de las grandes favoritas, Alemania, sin Thiago Silva, sancionado por tarjetas amarillas, y sin la estrella, sin Neymar, quien ha sufrido una fractura en la tercera vértebra durante el partido frente a Colombia y se perderá lo que resta de competición.