El #FC Barcelona ha hecho oficial en el día de hoy el fichaje de Ivan Rakitic, centrocampísta que hasta este 16 de Junio pertenecía a la disciplina del Sevilla FC.

Rakitic ha sido, sin duda alguna, uno de los futbolístas revelación de la temporada, y su marcha deja un importante hueco en el Club "del nervión". Sin embargo, para el Barcelona supone llenar un hueco enorme, el que deja la marcha de Cesc Fábregas, que tal y como se filtraba en rueda de prensa durante el Mundial de Brasil - recordemos que Piqué se lo comentaba "destrangis" a Vicente del Bosque, pero los medios presentes lo pudieron captar - y que poco después se concretaba, terminará jugando en el Chelsea de Josep Mourinho.

Anuncios
Anuncios

Así las cosas, se comienza a concretar la "revolución" en el equipo catalán. Si hace unos días se rumoreaba con la salida de Xavi Hernández, uno de los "buque insignia" de la entidad, ahora con la salida de Cesc y la llegada de Rakitic se procede a realizar un lavado de cara importante para afrontar una temporada que se presupone dura, y en la que esperan arreglar el desaguisado cometido en la presente campaña, dónde el equipo comandado por el "Tata" Martino cerró con cero títulos su casillero.

  • Ivan Rakitic, un fichaje de garantías

La llegada de Rakitic al Barcelona crea expectación, y no es para menos. Un jugador de una calidad envidiable, rápido, con visión de juego y que además no tiene problemas de acometer el liderazgo del centro del campo, una posición que últimamente hace aguas en el Barcelona.

Anuncios

Rakitic ha levantado expectación desde su llegada el fútbol profesional, concretamente al Basilea. Después de dos campañas en el club sueco, se fijó en él el Shalke 04, uno de los grandes clubes alemanes, dónde disputó cuatro campañas que le sirvieron para abrirse mercado dentro del ámbito europeo. Quién apostó por él fue el Sevilla FC, y su llegada al club español se produjo en el año 2011.

Poco a poco Ivan Rakitic fue madurando, a base de trabajo y constancia, haciéndose un hueco importante en nuestro fútbol hasta que, en esta temporada 2013/2014, ha "revolucionado" nuestra liga.

Sin duda, Ivan tuvo gran parte de culpa en la consecución de la Europa League por parte del equipo de Unai Emeri.Se convirtió en patrón de un barco en el que remaban todos hacia una misma dirección, consiguiendo vencer al Benfica en la final de dicha competición, logrando una gesta importante.

Puede ser discutible el precio que se pagó por él. Puede ser discutible si dejar ir a Cesc para que llegue Rakitic era necesario, pero no se puede cuestionar la calidad de un jugador que a partir de ahora deslumbrará en el club de Luis Enrique.