El perro o Canis lupus familiaris, es una subespecie domesticada del lobo común, que ha acompañado muy de cerca al ser humano en su evolución. Según James Serpell, el perro doméstico desciende del lobo gris de Asia central o Canis lupus.

Gracias al acercamiento de algunos lobos que, por alteraciones genéticas, reducían la distancia de seguridad con asentamientos humanos para conseguir alimento, los canes se han convertido en nuestros fieles aliados prestándonos ayuda, compañía y protección durante miles de años. Es evidente que, al igual que los perros, la especie humana no habría evolucionado de la misma forma sin la compañía de nuestras #mascotas, incluso recientes estudios han demostrado que el vínculo entre los seres humanos y los perros, es muy parecido al vínculo familiar entre padres e hijos, debido a que la convivencia y contacto visual entre las dos especies aumenta en ambos los niveles en oxitocina (la hormona del amor).

Anuncios
Anuncios

El origen de las diferentes razas

Existen unas 400 razas distintas de perros, algunas de ellas con características y con comportamientos muy diferentes entre sí. A pesar de que todas las razas de perro comparten un 99,8% de información genética, ese 0,2% restante es el responsable de la variedad de temperamentos, tamaños y formas, siendo algo excepcional en el mundo animal.

Se cree que todas las razas de perros existentes provienen de tan solo 14 razas, siendo la mayoría de origen africano y asiático. Algunas como el Mastín tibetano, el Shar Pei , Shiba Inu o el Husky Siberiano, conservan prácticamente las mismas características que en la antigüedad.

Una mascota perfecta para el ser humano

Debido al contacto con el ser humano, el perro ha adquirido un comportamiento dócil y durante su existencia.

Anuncios

El hombre ha adaptado las características de esta especie a sus necesidades buscando la mascota perfecta mediante cruces entre individuos que presentaban el comportamiento o apariencia deseadas y cambios en la alimentación o el entorno, dando lugar a ejemplares únicos y personalizados.

Existen diversas teorías sobre las razas de perros. Se piensa que esta gran diversidad, además de ser provocada por condiciones naturales, ha sido irresponsablemente manipulada por el humano desde el siglo XIX, mediante prácticas como la eugenesia, dando lugar a la aparición de más del 60% de las razas existentes hoy en día hace tan solo 150 años.

A pesar de esto, a lo largo de toda la historia, el perro ha tenido una relación muy especial y única con el ser humano. Se dice que los perros se parecen a sus dueños, ya que el vínculo entre ambos determinará su carácter y esto hace de cada perro el acompañante perfecto. Además, curiosamente, en el mundo del perro, no existen dos hocicos iguales. Así como el humano tiene una huella única, no hay ningún hocico igual al de tu perro.