Los dinosaurios estaban en proceso de extinción mucho antes de que un meteorito impactara en la Tierra y sellara su destino, según revela una investigación reciente llevada a cabo por dos universidades británicas. Los dinosaurios estaban en constante expansión desde finales de Triásico, hace unos 220 millones de años. Sin embargo, la investigación revela que su destino había comenzado a cambiar mucho antes de que el catastrófico meteorito golpeara lo que hoy en día es el Golfo de México, hace 66 millones de años y sellara su destino en en el planeta Tierra.

Los autores de la investigación creen que este nuevo estudio podría finalizar con la largamente debatida controversia sobre el final de los dinosaurios que existe entre los paleontólogos.

Anuncios
Anuncios

“Uno de los aspectos que más se ha debatido es si estos #Animales estaban en su esplendor justó cuando impactó el meteorito o si hubo una disminución lenta y gradual de su importancia”, ha explicado Cris Venditti, biólogo evolutivo de la Universidad de Reading y autor principal del estudio. 

La evolución se estancó hace unos 140 millones de años

Los investigadores de la Universidad de Bristol y de la Universidad de Reading, autores del estudio, han explicado cómo han realizado este nuevo tipo de análisis estadístico basado en extensos “árboles genealógicos” de los dinosaurios, lo que les permite explorar el ascenso y la caída de diferentes especies. El estudio, hecho público recientemente, se ha centrado en los tres grandes grupos de dinosaurios: los ornitisquios herbívoros (como el tegosaurus, terópodos (animales carnívoros como el Tyrannosaurus rex) y saurópodos de cuello largo (comedores de plantas que incluían al diplodocus) 

Los resultados muestran que mientras que los dinosaurios prosperaron desde hace unos 220 millones de años, su evolución comenzó a estancarse hace unos 140 millones. Con el tiempo, hace aproximadamente 90 millones de años, mucho antes del choque del asteroide, los dinosaurios ya habían entrado en su fase de extinción a largo plazo.

Anuncios

#Investigación científica #Misterio