Una noticia de actualidad, que se propagó rápidamente a través de #Facebook y otros medios, proclamaba, "La mitad de los niños serán autistas en 2025, advierte una investigadora senior del MIT ". La investigadora en cuestión es Stephanie Seneff, científica del campo de la computación y sin historial de investigación en epidemiología, quien recientemente protagonizó una charla en la que presentó un gráfico. En él se mostraba para un conjunto de años, una correlación entre los casos diagnosticados de autismo y el uso del herbicida Glifosato en los cultivos de soja y maíz.

No hace falta ser un genio para descubrir que se trata claramente de un caso de libro, de un error que aparece con frecuencia en los medios de comunicación, correlación no implica causalidad.

Anuncios
Anuncios

Por ejemplo, si buscamos datos estadísticos en los que aparezca el autismo se puede representar gráficamente una correlación ilusoria semejante entre el autismo y el aumento de las ventas de alimentos orgánicos.



Se pueden encontrar muchos casos reales para demostrar cómo la correlación generalmente no implica una relación de causalidad, un caso típico es la supuesta relación entre las vacunas y el autismo. Otro ejemplo, en 1990 el uso del teléfono móvil generalmente solo estaba al alcance de las pocas personas que se lo podían permitir, dado por una parte el importante gasto que suponía y por otra parte que se tenía que vivir en ciudades donde se dispusiera de las redes de telefonía celular. En los 25 años transcurridos desde entonces, el uso del teléfono móvil ha pasado de poco común a ser habitual, casi todo el mundo tiene un teléfono móvil, de los que más de la mitad son teléfonos inteligentes (smartphones).

Anuncios

¿Por qué los teléfonos móviles no causan autismo, dada la fuerte correlación entre el uso de estos teléfonos y el autismo? ¿Qué pasa con el uso de Internet? En 1990, se accedía a los servicios en línea exclusivamente mediante Compuserve o AOL. A principios de 1990, sobre todo después de 1994, cuando se introdujo el navegador Netscape, más y más personas utilizaban Internet. ¿Por qué no afirmar que el uso de internet causa autismo?



En cuanto a la afirmación del titular, "la mitad de los niños será autista en 2025", es una afirmación que ignora alegremente el amplio consenso científico de que el incremento de la prevalencia del autismo es debido en gran parte al aumento de las tasas de diagnóstico y como un nuevo estudio ha demostrado recientemente, cambios en la forma en que el autismo se diagnostica. La suposición infundada de que las tasas de diagnóstico de autismo continuarán subiendo de manera incontrolada, es sorprendente y sin ninguna base científica. #Investigación científica