El 2015 fue designado por las Naciones Unidas como el Año Internacional de la Luz. Están previstos eventos para crear conciencia de la importancia de la ciencia de la luz en nuestra civilización moderna y el papel crucial que sigue desempeñando en nuestro siglo. Esta también es una oportunidad para rendir homenaje a los pioneros de esta ciencia, como Ibn al-Haytham y James Clerk Maxwell, base para muchas de las tecnologías siglo XX, como el láser.

Cuando el hombre comenzó a reflexionar profundamente sobre su experiencia inmediata en la naturaleza, descubrió que parecía que se compone principalmente de espacio, tiempo y movimiento, materia y luz.

Anuncios
Anuncios

Por lo tanto, la astronomía, geometría, óptica, química y la mecánica fueron las primeras ciencias que se desarrollaron.

Los dos más grandes físicos de todos los tiempos, a saber, Newton y Einstein, han seguido esta tradición, poniendo en el centro de su pensamiento la materia, la luz y la mecánica. De hecho, desde 1905, Albert Einstein logró revolucionar la física con su teoría de la relatividad y la mecánica cuántica a partir de sus investigaciones sobre el cuerpo negro y la teoría electromagnética de la luz y la materia de Maxwell-Lorentz.

La luz, clave para la tecnología y el universo

La física moderna, la astrofísica y la cosmología nacieron del estudio de la luz. Nuestras tecnologías de telecomunicaciones se basan de hecho en la luz, ya sea mediante el uso de ondas de radio o por medio de fibra óptica.

Anuncios

La luz láser está también muy presente en nuestras vidas, por no mencionar el papel de los rayos X en medicina. A través de sus interacciones con la materia, la luz es también el centro de tecnologías de imagen, como lo demuestran, por ejemplo, los sensores CCD de las cámaras fotográficas digitales.

La mayor revolución que puede traer la ciencia de la luz en el siglo XXI sería el hallazgo de la forma de abandonar la energía fósil. Esto será una realidad si es posible operar con facilidad y a bajo costo, respetando el medio ambiente, la energía del sol a través de una nueva generación de células solares.


Por estas razones, la #ONU decidió proclamar el 2015 Año Internacional de la luz, y con el mandato de la UNESCO organizar en el mundo numerosos eventos para crear conciencia pública sobre la importancia de la ciencia y tecnología de luz. El Año Internacional de la Luz 2015 se inaugurará el 19 y 20 de enero de 2015 en la sede de la UNESCO en París. Pero antes de eso, se puso en marcha en Francia durante una prestigiosa ceremonia el 8 de enero 2015 en el Gran Anfiteatro de la Sorbona con dos Premios Nobel de física, Claude Cohen-Tannoudji y Haroche, y también Aspect Alain, muy conocidos por su trabajo fundamental en la mecánica cuántica y la luz.